medidas-de-seguridad-piscina-la-casa-del-pintor

¿Es tu piscina segura? Medidas de seguridad básicas

Antes de inaugurar la temporada de baños, ¿te has preguntado si tu piscina es segura? A continuación, explicamos medidas de seguridad básicas para disfrutar de cada chapuzón:

  1. ¿Cómo conseguimos no resbalarnos? Para evitar que el suelo esté resbaladizo, una idea muy práctica y estética es colocar césped artificial. En nuestras tiendas apostamos por Turfgrass. Hay muchos motivos, algunos de ellos ya te los contamos cuando comparamos el césped natural y el artificial. Por ejemplo: siempre está verde, apenas necesita mantenimiento y es muy resistente al desgaste. A los niños les encanta porque se convierte en un espacio de juegos seguro. Por otro lado, a las mascotas también les gusta porque es suave y no absorbe ni la humedad ni la orina.
  2. ¿Es mi piscina segura para adultos? El consejo que nunca fallará en este caso es el de “nunca te bañes solo”. A veces ocurren imprevistos y, en compañía, tenemos más oportunidades de sortearlos.
  3. ¿Cómo logro que mi piscina sea segura para los niños? Adiós accidentes, sustos, caídas…Ya sea una piscina privada o comunitaria, si hay menores cerca lo ideal es que la piscina esté rodeada. Quizás con una valla de madera, que le aporte un toque rústico y acogedor. Eso sí, recuerda barnizarla para que dure más. Otra opción son las vallas de hierro forjado. Importante que sepas cómo cuidarla porque con el paso del tiempo el óxido aparece y la capa de pintura que la recubre se desprende. Cuenta con el asesoramiento de nuestros compañeros en tienda.
  4. ¿Cómo me aseguro de que el agua de la piscina está buen estado? Hay varios aspectos que debes cuidar si quieres que el agua de tu piscina no te arruine el baño. De lo contrario, podría causar irritación en la piel y en los ojos. Por si fuera poco, puede perder claridad y enturbiarse e incluso que aparezcan algas. A nosotros nos gusta recomendar Quimiclor 5 efectos: un desinfectante, algicida, floculante, antical y mantenedor del pH. Es un tratamiento completo para el agua de la piscina. Fácil de utilizar y efectivo. Además, ahora lo tenemos en oferta en nuestras tiendas:
  5. El acceso a la piscina, ¿es seguro? Lo habitual es utilizar escaleras para acceder a la piscina. Comprueba si están bien sujetas y si la superficie, con el paso del tiempo, sigue siendo antideslizante. Así, podremos evitar caídas.
  6. Cuidado con las cubiertas de piscina. Funcionan como una medida extra de seguridad. Pero, atención, si las utilizas correctamente. Una regla clave es que nunca debes pararte sobre ella. Mucho menos que los niños jueguen encima. Si prefieres evitar algún susto, otra opción es no taparla. A cambio, puedes dedicar más tiempo a las tareas de mantenimiento. Recuerda estos consejos para limpiar y desinfectar la piscina todo el año y toma tu decisión.

 

¿Se te ocurren otras medidas de seguridad para tu piscina? ¡Cuéntanoslas! Esperamos tu respuesta en comentarios y en redes sociales.